A su vez, Neville Chamberlain mentía a sabiendas en la cámara de los comunes, durante el debate del 28 de febrero de 1939: "Antes de haber sido reconocido el gobierno de Franco, este ha dado garantías en cuanto a la renuncia por su parte a exigir toda responsabilidad política". La cámara votó a favor de ratificar el régimen militar y golpista, 344 a 137. (Manuel Tuñón de Lara, XXIII, 1986: 23-24)